viernes, 1 de enero de 2010

Reseña de mi libro "Desde el penúltimo rincón de mi espejo" por La Jungla de las Letras

Voy a hacer un esfuerzo de constricción hacia mí mismo. Me voy a obligar a hablar de este libro como si no conociera a la autora. Cosa difícil, pero no imposible.

Al empezar a leer el libro una sensación de angustia se apoderó de todo. Es difícil mantenerse sobrio ante tal avalancha de emociones. Algo dice que la persona que narra está haciendo de su mundo un reflejo de todo lo que le rodea. Alcanzar a entender cómo los sentimientos pueden incluso lacerar nuestro propio orgullo, es algo fácil si nos adentramos en la lectura.

Tanto en las conversaciones en forma de cartas, como en los relatos, la poesía o las reflexiones, es la autora quien trasmite su desnudez al mundo, sin complejos ni falsas esperanzas. Partir de experiencias propias, o de vivencias cercanas, es algo muy valiente y arriesgado. No me queda otra que reconocer ese valor y admirar a la autora por ello.

No he podido evitar, aún sin compartir muchas de las reflexiones y sensaciones que nos trasmite Claudia Bürk, recordar esos desengaños amorosos, esas pérdidas dolorosas insustituibles, o esos milagros del amor. No por ello el empeño en seguir leyendo disminuía, todo lo contrario, se acrecentaba con la necesidad de reflejarme en sus hojas, de reconocerme en las palabras propias de una vida tan sincera.

Una consecuencia… este libro duerme conmigo en la mesilla de noche, junto a otros que he indultado de estar apilados en un rincón…

José Antonio Castro