lunes, 24 de octubre de 2011

Tristemente amado X:



Tristemente amado X:

El tiempo me lanza de lado a lado, mientras que otros deciden mi destino. Me manejan como a un títere. Sin opción, solo soy una herramienta...
Tengo un nudo en la garganta, la piel erizada al recordarte aquí, lejos de ti, en mi acostumbrada soledad. No dejarán que te acerques: ¡en mi sien una corona hecha de alfileres negros!
Tus manos con su frescura, las mías no tocarán. Tus ojos en los míos no reposarán. Mis labios apenados jamás sentirán tu besar. A siglos de hielo de tocarte me encuentro.

Me duele amor, la vida y su crudeza, por eso en mis noches la aflicción trota a ritmo maldito de versos, y brota la agonía.
¡Dios, no encuentro pureza cuando bordan las calles su tristeza y quienes me dirigen proclaman mi derrota! Ellos desploman mi sentir aún socavado, ya todos los caminos para verte, me han cerrado, me siento barco orlado por un trueno. Al borde del abismo, por ti peno, mas por siempre, mi amor, triste apenada.
Pero llenas de libertad están mis alas: volaré hacía ti en sueños, cuando nadie me advierta. Cuando nadie dirija mis pasos.

¡No te veo!
..Es tu imagen por la que desespero, tu aroma es el que en el aire huelo.
¡Abrigarme de tu presencia en este frío anhelo! ¡Ay, qué alegría y qué pena
quererte como te quiero!

Yo que me conformo con saberte existente, solamente eso, tan solo existente...
Mañana miraré al sol, imaginando que copia tu mirada para traérmela. Mañana te nombraré en silencio, soñando que tal vez puedas oírme. Mañana mis palabras correrán a buscarte para traerte a mi vera apenada. Mañana estaré muerta para siempre.

Huérfanas, se pasean mis huellas por la cercana orilla del mar de dónde resido, huérfanas de tu pasión, huérfanas, y livianas en su equipaje que se traduce en suspiros que jamás te alcanzarán. Suelo caminar descalza, medio de puntillas; rozo el mundo lo menos posible. Medio de puntillas…, como si temiera ensuciar la arena con mi sucia piel de niña muerta, carente de caricias, enferma de ausencia.

A mi lado, una multitud de sombras expectantes, camina junto a mí. Inspeccionan el mar, miran al horizonte, como esperando…¿Será que esperan algo? ¿Esperan quizás que se humedezca de esperanza su desolación?
¡Ay, quimeras mías, que el mar no va a traeros el amor, simplemente os permitirá bañarlo con la espuma de lo esencial! Su amor es nunca hallado. ¡Pobres ilusas!

Son sombras, mis sombras, las que pasean desamparadas su descolorido contorno por un camino sin destino. Suelen salir al atardecer, cuando el sol del día a día se retira y la penumbra de los recuerdos del ayer recupera las riendas del esplendor. Vagan en dudas entre la orilla y las olas, esperando un destino inexistente, esperando un amor que jamás las amará.
Alguien debería contarles que no se forja un destino aparcado en los absurdos, alguien debería advertirlas de que no ama el amor a aquellos que en resguardo de su corazón lo adormecen.

Alguién, si, ¿pero escucharían?

Sin embargo, triste balada de aquellos que dejan que la vida venza su ilusión. Amargo transitar el de aquellos que no osan luchar por sus quimeras cuando la realidad trató de cercar su espíritu.

En esta orilla que frecuento, crece un arbusto de color de las sombras, y el aire que también como yo, pasa de puntillas, silba como sólo lo haría una sombra. Entre esas secas ramas, encontré un pergamino y en él se pudo leer:
“Aquellos que vivieron la vida sin amor, murieron con la negación de la vida misma. Yacen enterrados en las realidades. Si los buscáis, allí los encontraréis.”
Con el corazón pleno de vacío, de tristeza nebulosa (la que me otorga la certeza de no alcanzarle jamás) , desde la noche canicular de mí mazmorra, tu atenta servidora, tuya y del mundo toda; tuya ante todo, a quien amo en profundo silencio, tuya de verdad, la que te amará siempre, en el más absoluto de los silencios, la que sólo ha nacido para morir por la causa, la que no tiene libre albedrío, la que vive entre los vivos, sin formar parte de los mismos, la que vino a nacer condenada:
C.

Entrevista a José Luís Carretero (Nostromo)




Entrevista a José Luís Carretero

En una tarde de otoño, donde el sol quiere despedirse para darle paso a una luna ya decreciente y que llegará recóndito a mi estancia, me toca escribir una pequeña introducción acerca de un hombre excepcional, que con tanta ilusión entrevisto: resulta delicado etiquetar a alguien de la talla intelectual de José Luís Carretero, -Nostromo- (Granada, 1972) como lo llaman y se hace llamar. ¿Qué decir de él? Que quizás sea una de las mentes más sutiles y lúcidas con las que me haya topado y desde luego, un verdadero arquitecto de las palabras. Repasando su blog, “La Factoría Nostromo” una puede llegar a sentirse abrumada: hay de todo. No se considera escritor. Sin embargo, da la talla sobradamente. Y llega donde otros no pueden. Es un observador atento.
Le atrae el arte en general. Y humilde como es, admite haber dibujado y escrito más de un ensayo, pero lo dice con la boca pequeña, ya que José Luís es de todo menos pretencioso.
En conclusión, se puede afirmar que se trata de un artista que ha sabido extender su curiosidad hasta el punto de reflexionar sobre muchos de los hechos artísticos, y por extensión, la impresión vital, convirtiéndose en un experto del análisis de cuanto nos rodea en el panorama diario. Su elaborado blog posee pasajes esenciales para todo el que quiera conocer y ahondar en el poder de las ideas y descripciones de cuanto nos rodea y afecta.
En sus años de estudiante, visitó la Escuela de Artes Aplicadas y Oficios Artísticos de Granada. José Luís ha tenido la deferencia de atender mi invitación a ser entrevistado y ha contestado a algunas de mis preguntas.


¿Qué más nos puedes contar de ti y que quieras mencionar en ese “encabezamiento” que acabo de hacer?

*Primeramente recalcar que me llega de orgullo y satisfacción personal ser entrevistado por ti, ya que he sido seguidor de tu trabajo y admirador personal tuyo.

.*Pondría de manifiesto que el mundo de la espiritualidad y el mas allá me llamaron la atención desde mi mas tierna infancia, no siendo una persona muy religiosa al principio, opte por el estudio y lectura de cuanto libro caía en mis manos de lo que yo llamaba” paraciencias”, y sobre todo haciendo hincapié en la continua búsqueda de la verdad y la razón en cuantos pasos he dado en la vida. Sobre todo intentando ayudar al que lo necesitara (a veces con resultados negativos para mi mismo), Me he definido siempre como un bohemio y un buscador empedernido de respuestas. Mi inquietud no me dejaba “dar todo por sentado” y aceptar cuanto escuchaba o me contaban como bueno, investigando luego yo por mi cuenta cuanto pudiera.

*He tenido varios blogs de los llamados “conspiranoides” (palabra que no me gusta), centrados en buscar la verdad tras lo que nos cuentan las “verdades oficiales, mi grupo en internet Novus Ordo Seclorum fue muy polémico y una mano oculta acabo borrándolo concretamente en dos ocasiones


¿Qué tipo de literatura o arte en general te han marcado a lo largo de su vida y por qué motivos?

Por mi naturaleza observadora y mi inquietud vital me ha gustado y he apreciado todo tipo de literatura. He sido un verdadero consumidor, devoto y admirador de cuanto genero ha caído en mis manos. Desde la poesía profunda de García Lorca, la novela picaresca de Quevedo, a libros de divulgación e investigación científica, pasando por la narrativa y el ensayo histórico. El estudio de las religiones y la mitología clásica llegó mas tarde. Por ultimo he acabado decantándome por la novela histórica que es un género que va mucho conmigo y aunque por supuesto más comercial y menos profundo, ha acabado finalmente atrapándome, ya que me considero amante incondicional de la historia y de la novela por separado.
Pero sin duda hay una literatura que me ha marcado y la cual he vivido con más intensidad, sumergiéndome en sus sinuosas mareas por largos periodos de tiempo. Probablemente asociado a una época concreta de mi vida una trilogía de los mal llamados “escritores malditos”: Charles Baudelaire , Theóphile Gautier , Edgar Allan Poe. Cada uno a su modo y en su estilo particular. Han sido para mi los que han marcado una parte de mi vida y junto con H.P Lovecraft conformarían los cuatro puntos cardinales “bohemios”que me han fascinado de siempre.
En el arte plástico me tengo que decantar por dos estilos muy dispares, uno de ellos a veces considerado como pseudo-arte por cierto; es el comic como no. Desde Moebius a Milo Manara, pasando por multitud de autores europeos y americanos que han conquistado el reducto de mi existencia. Por otro lado me sumo desde bien niño, a la admiración del romanticismo alemán, sobre todo el pintor Caspar David Friedrich .
Mis pintores españoles sin embargo son, como no, los de mi querido Siglo de Oro; sobre todo Velázquez, Murillo y El Greco. Siendo polifacético, bastante bohemio y heterodoxo en casi todos los campos de la vida, mal estaría en decir que un estilo me atrapa o que este ilustrador o aquel escultor me maravillan en demasía. Este mundo es una paleta multicolor llena de millones de matices y de colores diversos, muchos de los cuales se pueden admirar en secreto ¿por qué no? Si además estos gustos están aderezados con una opera de Wagner la ecuación se completa de manera sublime.


¿Cuándo te diste cuenta de tu potencial para la escritura y sentiste la necesidad de comenzar a escribir? ¿O fue un simple desahogo?

De pequeño solía escribir mis libretas de notas aleatorias, a mi manera y de forma tosca. Algún que otro diario de pensamientos y en general lo normal en la niñez y adolescencia. Comencé por escribir historias de misterio o terror, genero que me encantaba ya de muy pequeño. Alguna historia corta a modo de novelita, y por supuesto que se convirtió en una válvula de escape a mis pensamientos y al final durante largos periodos como una necesidad vital de dejar constancia de mil y una situaciones por las que ya pasé. Cuando no dibujaba lo que pensaba lo escribía y casi siempre quedaba mejor así.


Internet está sublevando el concepto de exhibición. ¿Qué es “La Factoría Nostromo”? ¿Un viaje por tus pensamientos o reflexiones? ¿O es también una Factoría donde acoger ideas y conceptos ajenos? ¡Cuéntanos!

Tristemente, la inquietud de la gente por buscar una respuesta ha sufrido una involución tremenda. Todo el mundo acude allá donde cree que está la información mas veraz, la mas llamativa e interesante. Normalmente acaban encontrándose muy pocas cosas autenticas y si mucho “refrito”. Al final acaba uno teniendo la sensación de que está ya todo hecho, de que está todo dicho. Tenemos tanta información y tan “a la mano”, que muchos se pierden o se saturan y optan por cerrarse a toda ella, quedándose en los aledaños de esta, sin llegar a profundizar nunca en nada. La Factoria Nostromo nace hace ya bastantes años de mi idea de hacer algo un tanto diferente. Comenzó por una serie de “productos” propios de mi propia cosecha. Tanto podía ser un video, un fotomontaje, una frase, una poesía, un articulo de cultura o histórico, curiosidades varias, etc... Si bien basado en mi perspectiva sobre la vida, quería animar con ello a que todo el mundo hiciera uno propio. Una especie de compendio de ideas, imágenes y sensaciones, aderezadas con un poco de poesía cotidiana y por que no alguna pizca de sarcasmo. Mas que tratar conceptos ajenos , en Factoría Nostromo quería explicar y difundir mi manera de ver la vida y la información , y animar a cada uno a que se hiciera su propia Factoría “X” o “Y” , que hablara sobre cada cual. El blog actual tiene pocas entradas, pero ha existido antes en otros formatos y con otros nombres. No tiene ni mas ni menos aspiraciones que las que se ven en el.


¿Por qué motivo te niegas a ver como un escritor teniendo todo el talante para serlo?

Huyo de casi todos los convencionalismos, nunca me ha gustado que me integren en un “gremio”, por aquello que haga en un momento concreto de mi vida. Circunstancialmente he podido ser una cosa u otra, pero mi forma de vida austera y modesta no me ha dejado nunca decir soy esto o aquello, no por encuadrarme en un grupo social o intelectual, sino por que a lo mejor en un año cesaba esa actividad y comenzaba otra distinta, pues las circunstancias y coyunturas actuales así me lo pedían. Decía antaño una frase utilizando como casi siempre un símil castrense para explicar esto: “para ser un mediocre soldado en una sola guerra, mejor es ser un gran mercenario en muchas otras”.
Prefiero dejar la escritura para los escritores y el dibujo para los dibujantes, yo utilizo el soporte que me surge de dentro en cada momento y huyo de encasillamientos, pues pierdo coherencia si me acabo adicionando a un gremio u otro. Por lo tanto y en resumen me defino como polifacético en definitiva y dejo a cada cual que me encuadre donde le apetezca, pues seguramente se equivocara. Soy un poco laberíntico en mis expresiones, pero conciso en mis ideas.


¿Crees que el Arte en general puede ser un antídoto a la insensibilidad y ausencia por la preocupación del prójimo que actualmente azotan al mundo?

El arte junto al lenguaje, es lo que mejor define quizás al género humano más que ninguna otra cualidad. Con el no solo podemos exteriorizar, captar o despertar sentimientos, sino también a través de el despertar pasiones, crear inquietudes y por lo tanto también puede llegar a aliviar el dolor con su observación, puede servir para plasmar la denuncia de un acto ruin; como por ejemplo la serie de 82 gravados y estampas de Goya que llevan por nombre “los desastres de la guerra “. Tanto como puede llamar al recogimiento y a la espiritualidad la visión de “La Piedad”de Miguel Ángel. Es por tanto un vehículo excelente primero para ponernos en contacto con nuestra espiritualidad y segundo para transmitir una idea, un sentimiento, una emoción.
La humanidad necesita pues el arte según mi punto de vista, para conocer a la propia humanidad, para respetarla, para unirse bajo una misma visión subjetiva de la realidad y de la fantasía que envuelve a esta...pues una sin la otra no podrían existir.
A través del arte conocemos a nuestros antepasados, sus costumbres y formas de vida, sus ideales y sus creencias. Por lo tanto por el arte a modo de Krono-Visor podemos no solo viajar a nuestro pasado, al pasado de nuestros ancestros, sino vislumbrar el futuro y otros mundos paralelos. No hay por tanto una herramienta similar en el hombre para hacerlo mas libre.


¿Viajas por el mundo como hombre sencillo, y como hombre sencillo observas lo que sucede a tu alrededor?

Así es y mi forma de vivir así lo dicta. No podría ser de otra manera ya que el mundo de la ostentación y el materialismo me subleva en demasía , la fama acaba destrozando a las personas , pues no solo es efímera y pasajera , sino que enferma el alma a la larga y llega a revestir de superficialidad a la postre al mas humilde de los hombres. Tampoco quiero pasar por la vida como un numero mas de la seguridad social , por lo cual intento dejar marcado cuanto veo a mi alrededor , a veces con éxito y a veces no , lo importante es que la gente abra los ojos ante lo que tiene delante. Como he recalcado mi manera de vivir sobria, me hace ver las cosas desde una perspectiva mas serena y objetiva, sin buscar un reconocimiento por cada cosa que hago, y sin importarme demasiado aquello que los demas piensan de mí. En resumen, no buscando de la vida más que aquello que esta me quiera dar, sin exigencias, ni prisas. Formo parte de mi tiempo, un tiempo y una época muy convulsa ya de por si y no tengo miedo de abrir puertas para ver que hay tras ellas, si con esto luego puedo advertir de lo que hay detrás a alguien que lo necesite.


¿Qué esperas del mundo y del futuro, José Luís? ¿Qué dejarías en él y qué cambiarías de él?

Mas que “esperar” del mundo, confió en el, en que con el tiempo cambie, pues estamos inmersos en un cambio evolutivo mas y aunque solo es la antesala de este, aun no estamos preparados para decir que hemos madurado, ni mucho menos. La destrucción de nuestro entorno natural , el maltrato animal , el hambre , la guerra , la injusticia social y un largo etc ... Con este panorama ¿quien es capaz de decir que estamos ante y un cambio de conciencia real? , cuando estamos aun saliendo de una continua debacle de siglos. Donde los adelantos técnicos y tecnológicos no han coincidido en magnitud, con la evolución a nivel interno de la humanidad. Seguimos matándonos y discutiendo por lo mismo que hace milenios.

Espero del futuro, un mundo donde la espiritualidad no este reñida con el progreso, pues el mayor de los males de esta época es, precisamente, haber vinculado el progreso de la humanidad con la desaparición de la idea de Dios .Nos hemos creído que el era el causante de nuestras desgracias y lo hemos sustituido por cosas banales y pasajeras: El dinero, la fama, el poder... Creo pues que se puede buscar un equilibrio sin tener que culpar a Dios y la religión y culpar de todo a ellas.

Desecharía la vanidad y el egoísmo del ser humano, y la idea de que tenemos que apoyarnos en esto dos conceptos para triunfar en la vida. Debido a este pensamiento estamos sumidos en esta profunda crisis no solo económica, sino de valores y moral.


¿El recuerdo más nítido de tu infancia y que te gustaría relatarnos?
Recuerdo con ternura y emoción , las tardes que pasaba con mi abuela y su hermana en la pequeña casa donde vivo aun hoy , escuchando una radio antigua y soñando con el lejano futuro que se veía representado en el año 2000 , donde creía que los coches volarían y el hombre pondría el pie en las estrellas . Dibujando todo lo que imaginaba con un estuche de lápices de colores Alpine , mientras escuchaba también las historias que me contaban aquellas dos mujeres , historias a veces muy crudas de mil penurias vividas en la guerra , y a veces relatos fantásticos y cuentos que me hacían fantasear y con los cuales me dormía acunado por sus voces. Resaltaría estos primeros recuerdos y otro muy común leyendo con 9 o 10 años El Oro de los Dioses de Erich Vön Daniken o por el contrario mil y un comics, ya que soy amante de este 8º arte


Por último ¿un consejo para los otros en el mundo actual? ¿Qué mensaje nos dejarías hoy desde tu visión de la realidad y de lo que nos toca vivir?

Todo nuestro pasado viaja con nosotros en nuestras células, en el ADN, en nuestros propios archivos akasicos portátiles y pienso que nuestros seres queridos no mueren realmente del todo, pues junto con nuestros recuerdos perviven mientras nosotros lo hagamos y así sucesivamente con nuestros descendientes y en aquello que creemos con nuestro intelecto, sea una obra de teatro, un cuadro o un poema. Ahí esta también nuestro legado vital. Como digo en muchas ocasiones todo el mundo conoce el cuadro de la Gioconda de Leonardo, o todo el mundo sabría hablar del Quijote de Cervantes, ¿Pero quien conoce el nombre de sus hijos y descendientes y si los tuvieron siquiera?
No sobrevive nuestra descendencia, sobreviven nuestras obras.
Aconsejo a aquel que quiera buscar respuestas a su alrededor, que no de todo por sentado y que saque sus propias conclusiones, ya que todo el mundo intentara siempre convencernos de su verdad y el verdadero buscador de esta sabe que no hay una única verdad. Como decía Antonio Machado: ¿Tu verdad? No, la Verdad, y ven conmigo a buscarla; la tuya, guárdatela.

Por Claudia Bürk.

Claudia en "Tiempo para La Verdad"

En youtube están todos los vídeos del programa de radio con Miguel Celades Rex "Tiempo para la verdad" al cual fui invitado esta primavera, podéis ver el programa trozo a trozo (aquí salgo al principio y luego al minuto 10:51), en los otros fragmentos participio a ratos:   

jueves, 20 de octubre de 2011

Ansiado X

Ansiado X,

Hoy necesitaba desesperadamente volver a al rincón desde el cual te escribo estas cartas. Porque aquí siempre estás conmigo, porque el tiempo aquí siempre está detenido y cansado. Todas las existencias se unen en este lugar. Y tú, permaneces siendo uno con el destino. Este lugar es un mundo de letras, en él sobrevuelo y me poso acrobáticamente sobre palabras intencionadamente descolocadas, para amarte a la deriva.
Esto que hago con los dedos, no es escribir, es encontrarte. Sabiendo, que las letras nadan hasta tu lejana orilla. Incipiente y ciega soy todavía para alcanzar la sagrada savia de tu mente. Sin embargo, aqui te espero y te encuentro, agazapada detrás de mi propia sombra. Y ahí, sentada al borde de tu regreso, como ahora, lleno la blancura de un papel o de una pantalla, sin apartarme de ti jamás. Aquí es dónde puedo esperarte para siempre, en silencio, en la tinta. Sobre toda una vida, con él “para siempre” de las eternidades.
Eres la llave escondida bajo mis heridas. Quién abre mi existencia con la suya. Perpetuo eres en el horizonte de mi pasado. Y en mi presente, conspira la distancia con las existencias del ayer. ¡Qué baldío esfuerzo de ti me separa! Pero el amor se salva en tus retinas, como una luz que viaja incansable hasta tus ojos, desde la estrella que una vez nos hubo unido.
Este amor no mengua, no se transforma ni se desvía. No admite mudanzas. Es uno con el tiempo; estrella fija que guía mis días. No se desmiente por las circunstancias. No, por el silencio. No por la edad, que todo lo deshace. ¡Es amor eterno!
¡Por Dios; cómo te amo!

Tanto, que duele como jamás comprendí que pudiera doler un dolor. Tanto, que me callo con el silencio de las estrellas.

Un día, hace muchas existencias atrás, mis dedos conocieron la puerta de tu pecho, y supieron alcanzar las nubes que se ocultan tras tu velo de púdica ternura, allá donde sólo existen tus puros latidos.
Sin embargo, hoy es distinto. Todo se cumple exacto, y encajado en el justo lugar que corresponde. Todo cumple, -mimético-, su sino. Todo se arrastra en prosaico desfile, y tú no te das ni cuenta que así debe de ser. Todo descansa del ayer, todo menos el lúcido tumulto que tu existir en mí sigue promoviendo. ¡Es el amor que no ha cesado!



Y así he aprendido a amarte de mil maneras: abrazo los rincones que te ocultan de ti mismo, donde el deber es tanto que no se admiten las cercanías.
Te amo en tus silencios, apartado de mí. Te amaré, mientras me olvidarás. Y te amaré aun sin saber jamás de ti. No necesito esperanzas. El latir de tu existencia ya es motor de la mía. Te amo en la amistad, que se forja en entregas de la confianza y te amaré si me la retiras. Te amo en el tiempo, a orillas de la vida que transcurre en tu ausencia, porque en mí ya te tengo. Recorro los senderos contigo y sin ti, sonriendo, llorando, comenzando y terminando.

Te conozco en la luz y a oscuras. Porque estás en cada célula de mí ser. Estás tan dentro de mi alma, que con sólo respirar, estás en cada inhalación. Y hoy también te amo de una manera más... a ti, X, que eres el sol de mi firmamento. Hoy, te amo de una forma que va más allá de todo concepto acerca del amor. Un día, amado amigo, estaremos reunidos para volver a hablar como antaño y volarán los pájaros en libertad. Mientras ese día llega, sepas que francamente he aprendido a amarte y en eso está el significado de mi vida en la trascendencia a "ser" a pesar de no deber existir. El camino de la serenidad es una posibilidad ante el silencio... ¿Verdad?

Besa la boca de las palabras, buscándote…. Se desliza callada entre lo que calla… Te besa hasta el alma,
C.


martes, 18 de octubre de 2011

Tras 500 lunas, te hallo, X...

Siempre adorado y infinitamente amado X;

El amor es la mayor inspiración para el escritor...

TU eres y fuiste mi musa en todas mis existencias. El amor de mi vida. Mi Dios aquí en la tierra. Nada, comparable a tus manos ni nada igual al manso tono de tus ojos.
Tu, X: toda mi alegría, toda la saciedad de mis sentidos y ansías. Todo mi júbilo es sentir brotar la vida de tus creaciones, escritos y aliento y cuanto aportas a este mundo. Mi existencia te aguarda para llenar todos sus caminos con tus palabras que son las mías para siempre. Espejo, te nombro. Espejo de mis días y de mis noches. En ti me sostengo, desde ti me renuevo. Me devuelves a mis ojos con tu reflejo.
Tus ojos, espadas sin dolor dentro de mi carne, luz en mis sombras.
Todo tú en el espacio lleno de cánticos angélicos. Tú,X, en la sombra y en la luz. Tú, X, eres la clave secreta de mis minutos. Tú,X, la contraseña. Tú, X, eres todas las combinaciones de números. La vida. Renacer. Ser yo misma.
Mi deseo es entender los espacios, el universo y las formas. Tú lo llenas todo y yo te recibo. Tu existencia recorre el espacio y llega a mis células que son astros por ti iluminados, ¡por ti, mi luz, por ti!

Viviré dándote las gracias. Adorándote, admirándote.

Todos mis pensamientos van dirigidos a ti, mi eternamente querido, como también van a ti mis vivencias y cada una de mis ilusiones, ahora alegremente esparcidas, otras tristemente contenidas, esperando saber si el destino escuchará mi plegaria para hacer frente a la vida al no tenerte cerca. ¿Pero qué importa? Si estoy resuelta a ser errante, hasta que pueda volver a tus brazos y decirte que solo contigo está mi hogar. Porque tan solo en tus brazos, puedo dejar que mi alma flote hasta el reino de las almas bendecidas.
Ningún otro hombre, ningún otro ser podrá jamás poseer mi corazón, nunca, nunca, ¡Nunca!
Oh, continuaré amándote. Nunca juzgues mal a este, mi corazón por adorarte, que no hay más egoísmo en él que el de pensarte.
Pues tu presencia está allá, un poco más allá de ésta carta, entre la confusión de mis letras. Debo escribir brevemente, y tengo mucho que decir, ahora que sé que me lees. Mis pensamientos te abrazan, mi eternamente querido, mientras espero que el destino escuche mi plegaria, para ser fuerte y hacer frente a una vida entera en tu ausencia.

Condenada estoy a ser una extranjera en tus tierras, que vagabundea sin rumbo, esperando volar a tus brazos en otras vidas que fueron o vendrán. Otro hombre, otro ser, nunca, nunca jamás podría poseer mi corazón. Eso sencillamente no es posible.
Qué presente, qué nostalgia llena de lágrimas y suspiros por ti. Me llenas de dicha, en cualquier otro momento, cuando me hallo lejos de necesitarte. He estado enamorada de ti desde el primer instante de mi existencia. El autor de tu tiempo, te une al mío cada vez que leo tus ideas sobre el papel de alguna página. Entonces veo como la íntima respiración de tu corazón, me mantiene sujeta a tu esencia. Porque dime, ¿Quiénes somos tú y yo? ¿Quiénes fuimos, seremos o somos hoy?
Lo que de mí sé, es que soy espectro inexperto, un espíritu perturbado. ¡Oh, que torpe soy al sentirte de cerca! ¡Que despilfarradora llego a ser con los excelsos minutos que me otorgas desde tu estancia! Que quiero inmovilizarlos y me hago premiosa. Que quiero retenerlos, y se escapan veloces entre mis brazos que te ocuparon en otras vidas. ¡Oh Tú, que eres yo, y de quien son todos mis senderos! No hay nadie tan rica en amor como yo, cuando soy pródiga de amor verdadero.

Tú me ves aquí, el desventurado naufragio de mareas y tempestades en mi propio interior: pronto, muy pronto rogarás, que vuelva hacía mi misma este ardiente amor por el cual tantas veces busqué volver a ti.

El ejercicio de vivir, por si solo no borrará el recuerdo de tus besos de entonces. Aquellos besos increíbles, conmovedores e inolvidables que me han emocionado hasta lo más hondo y han despertado en mí una pasión cuya existencia desconocía por completo. .. Sentimientos que me has encendido lunas y lunas atrás…Anhelos que no me atrevo a analizar. Fue la primera vez, si, la primera vez que una alegría pura y sin límites llenó todo mi ser. ..Deseo, necesito desesperadamente olvidar tu exquisito tacto, tu sabor celestial, pero mi corazón se niega a cooperar. Hace tanto tiempo de eso…
Con un ansía que me desconcierta, sólo sueño con sentirte otra vez. Ahora que te he vuelto a encontrar, solo deseo hacerlo otra vez. Y otra. Y pagar el precio más elevado. En lugar de haber satisfecho mi curiosidad en el sentir, no has hecho más que avivar mi apetito. Un apetito que amenaza con consumirme, después de quemarme viva.

Pero si tu bondad tiene todavía un regalo guardado para mí, como circunstancia que vuelva, similar a la que, tú lo sabes, es ahora más querida para mí que la vida, (benditos recuerdos que me alimentan) bendecirías y santificarías mi vida una vez más, mis idas y vueltas, para bien; y podrían los lazos que me unen a la vida ser tan fuertes e indisolubles como las hebras de hilo de la vida de un ser inmortal!
Contigo y también sin ti, siempre tuya:
C.





lunes, 17 de octubre de 2011

Dulce X (Ahora que te se real...)

Dulce X:

¿Como pude subsistir al echarte tanto de menos? Debería estar durmiendo ya, la fiebre me impide ser quien quisiera para ti, sin embargo mi voz desea alcanzarte a través de la lejanía, porqué es mi único aliciente verdadero. La soledad va en aumento, en aumento las personas que tratan de acercarse a mí por cuanto aparento, por gustarles el brillo de mis ojos, mis aparentes virtudes. Sin embargo a mí no llegan, se detienen en la superficie sin ver la herida que yace abierta bajo mi semblante. Y me quedo con la soledad, apartándolos de mí educadamente. No es a mí a quien quieren llegar, sino a aquella que creen que soy.

La que soy, X, la tienes entre estas letras. La que al escribirte comete un irrevocable error de protocolo. La que te ama a ti porque nada me exiges. Porque solo así puedo hacerlo. Al hablarte soy libre: dejo de ser aquella niña a la que dañaron. Entre estas palabras subsisto, sedienta de ti, hambrienta por volver a llegar hasta tus ojos como hace más de mil lunas llegué. ¿Cuántas lunas faltarán todavía para eso?

Después de tanto tiempo sin hallarte por el mundo, por fin mi alma podrá renacer cual Fénix dispuesto y ahora te pertenecerá de un modo u otro, porque desde tu imposibilidad, “me cuidas” mucho más que cualquiera que me tuvo cerca. Con solo saber que estás en el mundo, que existes, ya me siento viva y mi destino encuentra alivio.
Ahora amo, por fin, amo como nunca amé a nadie, explorando el paraíso infinito de tu existencia, como desde un puentecito que une tu esencia con la mía.

Mi amado X: tu faz divina es culto de mi alma, tus ojos son la luz de mi camino, todo tú, un puerto inalcanzable donde desearía dejar caer la pesada ancla que es mi malherido corazón. Anhelo refugiarme en las sensaciones que me despiertas al percibirte. Anhelo sentir como lo hago, cuando a mí te diriges o cuando no lo haces, mientras me obligo a no revelarte demasiado con mis expresiones. ¡Deseo volver a los mares que significan tu presencia, bañarme en tus palabras, - fueron pocas, pero a mí me bastaron-, deseo esperarte para darme a ti en cada mirada como una vez, hace otros mil soles a ti me di!

Yo nací para amarte, poco importa que nunca lo sepas. Sin embargo, si Dios existe, hará que mis palabras te toquen...No podría ser de otra manera.

El amor ilimitado ha roto en dos todas mis palabras y ninguna de ellas alcanza ya a alabarte. Mi mente, mis ojos, mi cuerpo y mi alma se rinden a ti....
Al momento de escribir esta carta, ese corazón mío, suplica piedad para apagar el sentimiento de dependencia y ardor que pesan sobre mi voluntad.

Apenas hemos intercambiado palabras, jamás ni un sólo roce, y así, aunque desee instalar en tu corazón el mío, asumo que es algo imposible. Por eso sueño día tras día con poder demostrarte mi amor lejos de este mundo de imposibilidades, sentirte a mi lado y consumir el ardor de la pasión allá, lejos, en el mundo de las quimeras.
Sé que nunca lograré sentir el calor de tus abrazos, que las palabras “para siempre” no tienen sentido porque no estaremos juntos, pero aún así estoy convencida de que eres mi vida, ya que es a ti a quien le debo justamente eso: el rescate de una muerte segura.

Será quizás en otro mundo - y no en éste -, donde nuestras almas logren hacerse un lazo, nuestros ojos vean al unísono el paraíso, y donde caminaremos juntos y descalzos por los verdes prados de la esperanza, bifurcando senderos, mientras el sol nos ilumine, aprobando nuestro amor.
Pero todo aquí está minado con imposibilidades, como un campo enemigo, y no tengo cabida en tu vida.
¡Eres demasiado grande! ¡Demasiado hermoso!

¡Demasiado ...Quimérico...! Lo sé ahora, no fue así al inicio de estas cartas, por ello te ruego que me perdones mil y una veces.

Me siento inútil frente a alguien tan prohibido, tan superior a mí, es algo así como ser un ratoncillo frente a un Dios.

Mi inspiración y fuerza para volcar tu grandeza no tienen límites, pero tengo en cuenta que la vida es finita, y sólo lamentaré no poder llegar jamás a consumar la mía junto a ti. Con todo esto, no te diré más de lo que tú ya sabes.

P.D.: Cuando me intuyas cerca de ti....llámame por mi nombre, tu ya sabes cual es...

Amándote con y sin esperanza también, quedándose en el mundo de las quimeras:
C.

lunes, 10 de octubre de 2011

Una novela inclasificable, que no hay que comentar sino leer: Las Nueve Ventanas De Jeanne Bardèot

Es evidente que existen libros que hay que leer, sin más, sin que te comenten nada sobre ellos, dejándose sorprender por sus contenidos. La novela de Claudia Bürk, “Las nueve ventanas de Jeanne Bardèot” es un libro de estos.

Acaba de hacer su aparición en el mercado y ya está siendo calificado por esos pocos que lo han leído como libro su libro fetiche. La portada fue lo primero que me atrajo en este libro. Invita a ser leído. Luego me atrajo su capacidad para arrastrarme sin necesitar invitación, y su manera tan singular de poner patas arriba todas nuestros conceptos…¡Y no voy a contar mas! Porque todo sería demasiado o demasiado poco sobre este libro.

¿Te han empachado los libros de Dan Brown? ¿Hasta la coronilla de los bestseller de pacotilla, autoayuda o promocionados y publicitados por las grandes editoriales con recursos? ¿Quieres leer algo diferente y sorpresivo?

domingo, 2 de octubre de 2011

El trato indignante (maltrato) de la empresa ROBAFONE ESPAÑA S.A. (O: lo que tiene el querer y no poder)


El trato indignante (maltrato) de la empresa ROBAFONE ESPAÑA S.A.
(O: lo que tiene el querer y no poder)

La situación a la que estamos llegando en este país con las empresas de telefonía (y demás trampas del sistema capitalista ahora truncado) no tan sólo es lamentable sino que roza el maltrato en todos los sentidos. Creo que no soy la única a la que un problema de esta índole le ha costado una crisis de ansiedad.

La actuación de estas empresas pasa de castaño oscuro a ponerte negra. No solo te cansas de sus desplantes y barrabasadas, es que el descaro con el que proceden es vergonzoso y delictivo. A toda costa pretenden mantener activos los contratos, quiera o no quiera el cliente. Se pasan por el foro de los huevos lo que hagas en tu defensa, hasta te niegan en tu cara haber recibido un Burofax con validez legal, todo para seguir manteniendo un contrato activo y seguirte cobrando. ¿Por qué motivo logran hacer todo esto y joder la moral del cliente hasta el punto de la desesperación? Evidentemente porque la ley les deja actuar. Queda recurrir a consumo y Teleco, pero estos también te marean y te ponen pegas. A continuación voy a exponer mi caso, a día de hoy, dos de octubre de 2011, no resuelto.

Debido a mi manera de ser, procuro no estar muy “unida” al sistema capitalista que nos rige la vida, con lo cual procuro no deber nada a nadie. Vivo sin hipoteca, jamás pago a plazos y por supuesto no tengo teléfonos de contrato sino de prepago. No obstante, hace cuatro años contraté con Vodafone – oh, ¡perdón, me equivoqué con la ortografía, me refiero a Robafone!- la modalidad tarifa plana de Internet MODEM. Lo acordado eran 39€ mensuales y en su día lo acepté. Hasta ahí bien, sólo que cada año me subieron la tarifa hasta que acabé pagando 47€ mensuales y el servicio daba problemas muy a menudo. Pues bien, este mismo año a día 30 de mayo acudo a una tienda de Robafone para dar de baja el servicio. Como sé que si no lo haces desde un sitio “oficial” luego tienes problemas, pues lo hice desde la tienda en la que en su día contraté el servicio y en la cual se me entregó un acuse de recibo del Fax enviado a la compañía, sello, firma y fecha.
Bien, ahí pensé que el asunto estaba concluido. Cual fue mi sorpresa que tras pasar el día 6, 7, 8, 9 y hasta 11 del mes siguiente no tenía la factura de mayo de Robafone. Me extrañó. Tras llamar al 123, (si llamas al 123 te dicen que corresponde al 1444. Llamas al 1444 y te devuelven al 123 y así todo el tiempo…) Y tras esperar la buena media hora y el trato aséptico de los operadores sureños, se me informa que la línea sigue de alta y que no han recibido ningún Fax. Empiezo a sospechar. A día 11 de Junio doy orden en el banco de bloquear los pagos a Robafone. Envío otros tres Fax a todos los números posibles que me dan en el departamento de bajas. Tras unos días y volviendo a llamar, me continúan diciendo que no han recibido Fax alguno y que la línea sigue de alta. Tras desesperarme y ya no saber qué hacer, decido en el mes de agosto enviar un burofax con certificado de texto y validez legal al domicilio físico de Robafone España de Madrid. De vuelta obtengo el acuse de recibo con el nombre y DNI del tipo de Robafone que lo ha recogido. Antes de todo esto, situándonos en el mes de Julio, recibo varias cartas de la empresa Credipoor (contratados por Robafone para acojonar al cliente) y estos alegan que debo a Robafone 67€ porque ellos me dan la baja temporal por impago en junio.

¿67€? ¿De qué? Tuvieron diez días para cobrarme la factura mensual que curiosamente siempre llegó alrededor del día uno de cada mes y ese mes no llegó y fue a cosa hecha. Y luego alegan que me cargan parte de junio, cosa que no me corresponde.
A día 30 de agosto y tras varias “amenazas” por parte de Robafone y Credipoor, llamo a ambas empresas. En Robafone me cuelgan continuadamente el teléfono, me niegan a darme un número de incidencia y me hablan de mala manera. En Credipoor me tratan como si fuera una delincuente morosa, con poca dignidad y tono de burla, diciéndome que pague y luego solicite la baja y que es lo que hay.
A día uno de septiembre llamo por última vez a Credipoor, alegando que quiero el asunto arreglado, ya que voy a estar un mes fuera de vacaciones. Me atiende un mozo austral que parece entrar en razones y afirma que en efecto Robafone ha recibido el Burofax y que yo tengo razón y que la cuota a pagar son los 47€ reales. Eso sí, me pregunta, como quien no quiere la cosa, si he denunciado en consumo, a lo que le contesto que aun no porque esperaba una resolución amistosa.

El hecho de que aun no hubiera denunciado les dio por supuesto, carta blanca para seguir acosando.
Tras un mes fuera y volver a casa el día 29 de septiembre, me encuentro el buzón nuevamente repleto de cartas tanto de Robafone como de Credipoor y otra que confirma que me habían ya incluido en una lista de morosos. Mi desesperación es tal que comienzo a llorar y tengo una fuerte crisis de ansiedad. Llamo a Credipoor y nuevamente me hablan de mala manera, pese a notar mi estado de angustia, ya que no podía hablar por el llanto. Al no saber qué hacer ya, decido llamar a Robafone y pagar la cantidad inventada por ellos de 67€ pero con la condición de que entonces de una vez me concedan la baja de ese servicio. Otro sureño me atiende, y al querer pagar es muy amable y correcto. Le paso mi número de tarjeta de débito y todo es rápido. El pago se efectúa. Pero cual es mi sorpresa, que me ponen 40 minutos en espera (¡mirado por el reloj!), antes de pasarme con el departamento de bajas. Cuando por fin se pone otra señorita extranjera (su acento es tan cerrando que me cuesta entenderla), ésta me comenta que no me puede dar la baja por teléfono y que tengo que enviar otro fax. Le ruego que me atienda, le explico que envié ya un total de cinco fax desde el 30 de mayo, uno de validez legal, pero ella dice que nada de eso le consta y que ahora que he abonado los 67€ el servicio sigue activo y debo pagar todos los meses, incluido septiembre y los meses según vayan pasando.
¿Puede imaginarse alguien mi angustia y desesperación? Tras tantos meses con esta odisea, lo único que he conseguido al pagar lo que no debo es empeorarlo todo y que no me den la baja.

Mi decisión ahora es clara. El viernes he ido a consumo a poner una denuncia, lo mismo haré en Teleco. Como consumidora estafada, maltratada y acosada, reclamaré por todos los medios los miserables veinte euros de más que hasta ahora me ha cobrado y todo lo que piensa cargarme Robafone por un servicio solicitado de baja hace ahora más de cuatro meses. Por mi experiencia, Robafone a la cabeza de los sinvergüenzas.
Mi experiencia ha sido de maltrato, vilipendio, ofensa, denigración, retractación, ultraje y humillación absolutos hacía mi persona. Todo lo que digo es poco. He gastado mucho dinero en llamadas, cartas, (el burofax me costó 30€), he sido tratada como una delincuente, cuando jamás en mi vida he debido a nadie, ni banco ni entidad alguna, un mísero céntimo. Mi problema sigue sin resolverse. Los malos modales de Credipoor asimismo quiero denunciarlos en consumo. Soy una persona muy responsable, correcta, ciudadana ejemplar. Quizás eso ya no sirve de nada en esta sociedad actual. Me eduqué en Alemania y me han enseñado honradez y modales, cosa que aquí sólo me ha servido para que se me haya tomado el pelo, porque de no haber pagado cristianamente durante los cuatro años todas las mensualidades, seguramente no me habrían acuchado y coaccionado como lo han hecho.

¿Moraleja? Te tienes que volver una hija de puta como ellos para tratarles. ¿Consecuencia? Jamás de los jamases ningún trato ni con Robafone ni con ninguna compañía de teléfonos. La única manera de vivir es hacerlo en libertad sin ataduras de este tipo. Mantendré un único teléfono y de prepago. NADA pero NADA jamás se debe pagar a plazos, tal y como vengo haciéndolo bien. ¡Que nadie nos manipule! Es mejor tener poco, vivir con lo justo y lo necesario, pero que no nos manejen. No hacen falta Iphones, ni lujos para ser persona. A la mierda todo. Salgo de este sistema capitalista que va a acabar con nuestras vidas. En definitiva, si no quieres que te timen, tira el móvil a la basura, pues cambiar de operador de poco va a servir. O ponte a prepago y listo. Evito los centros comerciales. Voto en blanco. Hago caso omiso a cualquier intento de manipulación o publicidad. Nada de canales de televisión de pago.

Bueno, yo es que ni veo la tele, nunca veo la tele…

La decisión ya la tomé y tengo la gran suerte debido a mi situación personal de tener una vivienda pagada, con terreno. Tengo mi huerto. Y en primavera pongo mis cuatro gallinas y a vivir con ellas pero sin otras aves como lo son los buitres que me acosen y jodan la vida. Como no me alimento de carne, cultivo así mi propia comida… ¡Hasta la ropa me la coso yo misma! Todo lo que no sea consumir, recurrir a bancos y entidades del sistema capitalista lo estoy evitando. Prefiero que me tilden de antisocial, rara y pasada de moda antes que ponerme a la altura de esos carceleros. Y lo peor de todo es que nosotros mismos nos metemos en sus jaulas….¡Y a echarle cojones a la decisión, que es la única manera de sobrevivir!

Si, amigos yo soy BOBAFONE, ¡todavía!, otra bufona más con la que se divierte ROBAFONE ESPAÑA S.A. Pero quién ríe el último, quizás ría mejor como dice el refrán.

Sub umbra floreo: C.Bürk

sábado, 1 de octubre de 2011

Lorca: o cómo olvidarse de una tragedia en diez días

Lorca: o cómo olvidarse de una tragedia en diez días.

1 de octubre de 2011

A todos nos llegó la noticia del pasado mes de mayo hasta casa a través de los medios: la tierra tembló. Por pocos segundos. Segundos devastadores. Fue en Lorca, pero mañana podrá volver a repetirse en cualquier lugar. La escala de Richter marcó el número cinco. El seísmo duplo, de 4,4 y 5,1 grados exactamente, hizo bambolear no tan sólo a unos pocos de los edificios de la localidad, sino la gran mayoría, como si de obsoletos elementos de construcción se tratara. El paseo por las añosas calles de la cuidad se convirtió a las 17:00h –según informan- del día 11 de mayo en un riesgo mortal. Sin embargo, veo relojes detenidos a las 19:05. Los canarios ya no cantan en sus jaulas, me comenta una señora. Los gallos lo hacen a deshora. El terremoto lo trastornó todo. Nueve muertos, una de las consecuencias inmediatas. Miles de personas sin hogar, sin recuerdos, sin pasado ni futuro; esas son las consecuencias que permanecen.

Visito Lorca durante el mes de septiembre de este mismo año. Mis ojos no quieren creerse lo que ven: respiro resignación. Cada edificio que reviso muestra grietas, está dañado. Lo que fueron las entrañables casas dieciochescas que pueblan el que un día fue el mejor casco histórico de la región, están ahora marcadas con círculos rojos, si queda algo de suerte para algunas otras construcciones, las marca un círculo verde. Me adentro en el barrio de La Viña: todo lo que alcanzo a ver son círculos y cruces de color rojo sobre las fachadas dañadas, rotas. Indicadores de una próxima demolición, porque esos edificios y construcciones continúan resquebrajándose y presentan un verdadero peligro.

La delicia que se fundía al contemplar las anaranjadas lucernas de las farolas fernandinas con ese halo a tiempos pasados, se mezcla ahora con la contemplación de la hecatombe y el destrozo. Y da mucho que pensar.
Me resulta más que curioso, ver en lo alto de un edificio decimonónico un ventanuco fijo que aprisiona a un santo de madera, el cual a causa del devastador sismo se ha ladeado para siempre. Se ha torcido, como la vida de muchos de los lorquinos. ¿Quién osará romper el viejo cristal para ponerlo derecho? ¿Quién intentará romper el cristal de la inapetencia para acercarse a los lorquinos y ofrecerles un poco de ayuda? El santo tampoco pudo ayudarles, ni a sí mismo, para el caso. ¿Pero quién ayudará a quienes lo han perdido todo y para colmo deben seguir pagando las consecuencias y la hipoteca del hogar perdido? Los ecos de la tragedia siguen resonando al son de la música pachanguera que ponen en la feria durante el mes de septiembre. Estoy ahí, con una cerveza en la mano. Contemplativa veo bailar a la gente como si pretendieran así sacudirse las penas de encima y olvidarse del futuro incierto.

Hace tan sólo unos meses, la tierra tembló en ese lugar murciano como nunca lo había hecho (así me lo cuentan los mayores).
Durante la semana siguiente nos repitieron una y otra vez por televisión la imagen de la campana cayendo de su campanario. Una y otra vez, las mismas escenas. Pero solo unas pocas de las muchas, porque lo más grave no lo ha visto nadie, con excepción de los afectados. Las calles siguen cortadas, los escombros continúan acumulados.


Veo papelotes pegados en los edificios, docenas de ellos se dispersan sobre las fachadas agrietadas: “Se ofrece albañil”. “Arreglamos fachadas”. “Paletas. Seriedad.” La tragedia se presenta como oportunidad para otros. Para los honrados y para los que no lo son tanto. Así me explican en una conversación que mantengo con uno de los empleados del castillo de Lorca que hubo quién se aprovechó de la situación, explotando todas las variantes de la sinvergüencería. Desde quien cambió los círculos verdes en las fachadas por círculos rojos, (lo cual también indica que el edificio no puede ser frecuentado por posible derrumbamiento), se disfrazó de Policía *(ver pie de página) y saqueó las propiedades de ese modo, y hasta hubo quién se adentró en los campos de refugiados para adquirir víveres y cama gratis.

Lorca, bien podría ser una ciudad de Patrimonio Mundial si su historia no hubiera sido tan aciaga y desoladora. Sufrió, y mucho, el ensaño de la desamortización en el pasado y las pavuras de la Guerra Civil. Y por si eso hubiera sido poco, ahora este otro golpe de mala suerte, resucitando así viejos fantasmas dentro de los lorquinos.

¿Han vuelto entonces a su normalidad de siempre tras estos meses? ¡En absoluto es esa la imagen e impresión que me llevo! Contemplo turbada como inmensas grúas hacen añicos a uno de los edificios marcados. El esfuerzo y la lucha de mucha gente caen en cuestión de segundos en forma de escombros, ruido y polvo. Con ello, se pierden los recuerdos, las fotografías y bártulos que nunca recuperarán, las ilusiones y las ganas de seguir. Ahora toca seguir viviendo, pero de la caridad y de algo prestado. Pero eso no es suficiente para seguir haciendo frente a lo que todavía deben al banco por lo que ahora son ya solo escombros.

Durante una semana, tras la catástrofe, o aproximadamente hasta diez días después hubo mucha movilización y concienciación en nuestro país al respecto, pero curiosamente tras esos diez días primeros, todos hemos seguido con nuestra vida y rutina, sumergiéndonos en el olvido. Las indemnizaciones parecen imposibles, pese a las grandes promesas. El precio de los alquileres en la zona se ha duplicado, de nuevo vemos a los oportunistas de la desgracia. Hay quienes se aprovechan de todo ello de forma descarada. Los comercios se ven obligados a cerrar. El anticuario de la zona pone sus enseres al 50%. Se marchan. Se van a pueblos cercanos, como Águilas o bien mucho más lejos. Por cada rincón de Lorca puedo escuchar el ruido de un martillo eléctrico o un taladro. La gente se va, todos quieren irse de ahí pero no saben a dónde. Sin embargo llegan los albañiles de toda España y de fuera de ella también.

Los refugios “asoman” como algo normal entre ciertas zonas. Se pasa de largo. Forma parte del panorama.

Las administraciones locales, autonómicas y la administración central se esforzaron en dar una imagen de unidad, de preocupación y apoyo. Se hicieron visitas de rigor, por cumplir y que no se diga. Cómo no, nuestra monarquía que no sirve para nada también acudió. ¡Y que no se diga que no sirvieron al menos para tranquilizar!

De este modo las ayudas supuestas pasan a engrosar la lista de las mentiras gordas, de la historia lorquina y su castigado patrimonio que nadie ha querido conservar ya de antes. Una vez más se actúa mediante una farsa teatral. Nadie afronta realmente la cruda realidad.
Todo quedó en expedientes, porque la ayuda real por parte del gobierno no ha sido tramitada. ¡Y hacen falta alrededor de 660 millones para hacer frente a lo ocurrido en Lorca! Muchos prefieren el fútbol, o Tele5, nos distrae de los problemas. Quizás si pensáramos en el salario mensual de un equipo de primera división o lo que le pagan a la Esteban o a Jorge Javier Vázquez, ¡volveríamos a tener media ciudad en pie! ¡Sólo un mes! ¿Pero de veras piensa alguien que esos jugadores o famosos de pacotilla renunciarían a su salario por un mes para ayudar a esta causa?

Y ahora alguien dirá, ¿entonces qué puedo hacer yo al respecto si todo pinta tan mal? Pues hay una manera: ¡acercaros a Lorca! Dejaros “caer” por ahí. Visitad sus comercios. Comprad en ellos. Comed en sus restaurantes y bares. También podemos pasarnos durante la próxima semana santa del 2012 (-tranquilos, el mundo aun no se habrá acabado para abril-) Tengo entendido que su celebración es de las mejores ofrecidas en el país.
Y no os olvidéis de su castillo. Jamás me he encontrado con gente tan amable como los que trabajan allí, como lo es el arqueólogo, la pareja que exhibe “las águilas del sol” etc.… En octubre harán actividades extras, podréis informaros en la web siguiente: http://lorcatallerdeltiempo.es/PORTAL/iya.cns_lorca.web?idi=1 ¡Y también mencionar todo lo que vais a disfrutar al visitar el lugar!

El terremoto ha sido fuerte, pero más fuertes son los lorquinos. Y agradecen, ¡vaya si agradecen! Porque son afables y agradecidos por naturaleza …
Por ello os quiero animar a ir allí, porque con tan solo un café que os tomaréis, habréis contribuido a ayudar a las gentes de Lorca.
Ayer les tocó a ellos, mañana nosotros podremos vivir un terremoto o algo similar. Tenedlo en cuenta, por favor. Hagamos que sus heridas dejen de sangrar al menos, pues pasará mucho tiempo antes de que cicatricen.

* Me llama la atención no ver a ningún Agente de la autoridad por la localidad, ni uno sólo. Y veo dirigir el tráfico de una calle principal por un peón de obra.

Sub umbra floreo: C.Bürk