Todos somos Clarividentes-Claudia Bürk

Entrevista a Claudia Bürk por su libro “A través de las mirillas” por Juan Lankamp

¿Qué es tu libro “A través de las mirillas” exactamente, se trata de un libro de relatos?

En efecto, es un compendio de relatos, algunos bastante crudos o chocantes. Es un intento de mirar al alma de las gentes y los sucesos. Unos pocos de esos relatos tienen también un matiz personal. Pero tan sólo unos pocos, pues prefiero –aunque escrito en primera persona- ser esos otros que a menudo todos juzgamos, porque sus vidas nos perturban y sus vivencias nos escandalizan. Es un libro en contra de los prejuicios. Una invitación a dejar de juzgar. Es un intento de arrancar máscaras. Porque en el fondo todos nosotros, “buenos y malos” anhelamos lo mismo, tenemos miedos comunes y nos sentimos solos en la sociedad del espejo y dónde a todo el que es diferente se le señala con el dedo.
Algunos relatos me han costado lo mío, como por ejemplo “La sonrisa del payaso”; ponerme en el lugar de ésa mujer, cuando una es antónimo de todo eso, no fue fácil. Hay que ser actor al escribir.

Según has publicado, hay una segunda intención en ese libro. ¡Cuéntanos!

Así es. Este libro lo he querido auto publicar para así administrar los beneficios. Pero no con la intención de recaudarlos para mí, sino con la meta de que el 100% de esos beneficios pueda emplearlos para causas sociales. Me he propuesto que a cada quince libros vendidos, se emprenderá una acción social, siendo la primera comprar víveres para esas personas que duermen en las calles, en especial a los que están durmiendo cada noche alrededor de la estación de Sants en Barcelona, dónde hemos estado especialmente activos ya anteriormente con las personas que han colaborado y se apuntaron en un grupo que tengo en Facebook para tal actividad. Asimismo donaré el dinero de los próximos quince libros a Cáritas, institución de la que me fío al 100% pues ya había colaborado. Los otros quince los empelaré para dar los beneficios a la protectora de animales más cercana a mi residencia. Y así sucesivamente se emprenderán acciones, las cuales se detallarán en la siguiente página de Facebook, dónde todo el mundo verá los recibos de los hechos  y entregas, así como las acciones en fotos y demás detalles:

Pero el libro en sí, ¿habla de temas solidarios  como los derechos humanos y sociales?

No, no trata el tema en sí. Aunque hay algunos de los relatos que sí lo hacen, como lo son “El viejo decrépito”, en el cual desde la escritura en primera persona trato de denunciar cómo se siente un anciano ignorado por la sociedad actual. O por nombrar otro ejemplo en “La Latas (Cuento de Navidad) trato de concienciar con un cuento muy emotivo (algunos han llorado al leerlo) lo que sufren las personas abandonadas a su suerte en las calles. En “El viaje sin retorno” –todo escrito en primera persona con el fin de acercarme más- habla una joven que se somete a un aborto y el lector sentirá su culpa, vergüenza y razones. Naturalmente hay también algunos relatos que pretenden hacer reír, en los que empleo la ironía y la guasa como núcleo. El humor negro lo empleo en una orgía de excesos contra cantidades industriales de penas que vivimos y vemos cada día. Luego, hay escritos más hondos. Digamos que la temática es variada. Muy literatura, literatura se entiende. Con estilos diferentes.
No quise escribir un libro con el único fin de concienciar, sino para entretener, que al fin y al cabo es muy importante. Aristóteles ya lo decía: “El arte imita a la vida”. Y el libro es una imitación de algunas vidas.

Entonces por lo que hemos podido saber ese dinero que recaudes del libro lo destinaras a los pobres y por una buena causa y también a otras necesidades urgentes, ¡eso está muy bien! ¿Y es eso entonces todo lo que pretendes al publicar este libro?

Verás, nuestra sociedad  ha convertido el dinero en una droga. Y este hecho nos está llevando al caos. Tanto tienes, tanto vales. Sin embargo, yo quiero vivir para otras cosas que no sean la vanidad o el reconocimiento personal. Esas dos cosas son una satisfacción breve y superficial que no está, así lo creo, entre mis principales debilidades. Yo escribo por una cosa bien distinta. Me he empeñado en sacarle provecho de ésta manera, cosa que ya hice con mi primer libro de relatos “Desde el penúltimo rincón de mi espejo”, otro libro que empleé para comprar con las ganancias víveres para los “sin techo”. Aun sigue a la venta. Son auto publicaciones, pues es la manera de hacerlo. Empero, con “Las nueve ventanas de Jeanne Bardèot” no fue posible, al dejar de ser mi libro y convertirse en propiedad de la editorial. Esto ocurrirá de igual manera con “Maldita Matilda” (de momento se publicará en Septiembre de este año en el Reino Unido). No puedo controlar esas obras. Por ahora nunca cobré un solo céntimo de eso. Lo dejo dicho aquí.
Si “El de arriba” como yo digo, me permite escribir, me da además un trabajo humilde con el que me gano el pan y no paso hambre (pues no necesito lujos ni extras en mi vida) entonces ya tengo más de lo que quisiera para mí. Y es entonces cuando pienso que esa facultad que es la escritura la debo emplear para los demás. Sencillamente darlo. Cuando alguien me lee, entonces ya es un regalo lo suficientemente grande para mí (pues me dan su tiempo y dedicación) que toda respuesta que yo de, no estará a la altura de ese regalo. Mi felicidad crece con la emoción de la comunicación con muchísimas personas a las que conozco, con las que comparto tristezas, preocupaciones, alegrías y humor. Personas que segura estoy, han pensado las mismas cosas que yo, pero por falta de oportunidad o tiempo no han podido reflejarlas en papel o plasmarlas en historias. Para todos ellos escribo. Para que se sientan reflejados en mis textos. No son, por tanto mis textos, son de ellos.

¿Crees que llegarás a cambiar algunas de las cosas que ahora están tan mal con esa venta de tu libro?

La verdadera solidaridad consiste en dar lo que a uno también le haría falta, no en dar lo que nos sobra. Quizás por eso mismo, en estos tiempos de crisis dónde muchos no tienen para sí, son precisamente esos los que más están dando y por ello mismo hay más solidaridad que nunca. Es ahora cuando los que más apretados andan de dinero, más aportaciones hacen. Esa generosidad está permitiendo a muchas personas y familias que no tienen más opción que pedir, salir adelante. La extraordinaria labor de muchos está devolviendo la esperanza a aquellos que lo han perdido todo. Así también ocurre con este libro, no deseo verlo como algo mío, sino el libro es de todos, lo han hecho y escrito todos aquellos que lo adquieran, porque serán ellos los que hagan posible esa ayuda, no yo. Son los otros que pondrán de manifiesto la grandeza de la acción de una sociedad que no se resigna y no se aletarga ante el sufrimiento de los otros, que mañana podemos ser todos. Saben que somos una sociedad responsable y si el sistema y los de arriba no ayudan, nosotros daremos respuestas.
Si sales a la calle, o te acercas a Sants Estación de Barcelona por las noches, verás como forman parte del paisaje nocturno muchas siluetas acurrucadas en el suelo o en cajeros automáticos. Ahora los que estaban por Sants, se irán, pues acaban de cerrarles los lavabos. Ahora RENFE los puso de pago. Y se huele la intención.
Puedes ver personas cerca de los contenedores de los supermercados o en locales a la hora del cierre. Son personas como tú y como yo, pero con menos suerte. Ahí están, armados con sus carritos, buscando en la basura algo que llevarse a la boca. Muchos esconden sus caras por la vergüenza que sienten, pues tienen que vivir con lo que otros tiran a la basura. Pero la vergüenza la deberían sentir aquellos que han permitido que esta lamentable situación esté siendo realidad en estos momentos. Vergüenza, aquellos establecimientos como MERCADONA que ahora sellan los contenedores para que ningún individuo que esté pasando hambre acceda a esa comida, muchas veces aun en buen estado. Miles de personas podrían comer con los alimentos que una sola cadena de hipermercados tira en un día.
Frente a todo esto, yo no puedo vivir como si no viera toda esa miseria. Nuestro país en breve tendrá 18 millones de pobres, según un informe de Intermón Oxfam. Ante estas lamentables cifras es hora máxima de reaccionar. Hoy para millones, simplemente no pasar hambre es un lujo. Y me muero de tristeza al mirar el mundo cómo está.
Yo no sé si con este libro o los que vengan cambiaré muchas cosas, pero una vez leí que haciendo lo posible se consigue hacer lo imposible y tengo la frase grabada en fuego en el corazón. 

Claudia, según tu intuición, ¿cuántos libros crees que venderás?

No tengo la más remota idea. La gente no tiene dinero para libros. Por ello empleo la frase “Un libro que llega para metamorfosearse en alimento para aquellos que no tienen dinero para libros” en el tráiler del libro. Quizás alguien se dé cuenta que voy en serio con ésta pretensión. Que lo que voy a hacer va en serio y no por hacerme publicidad o vender libritos para mí. Que por cierto, tengo un grupo en Facebook en el que ya ocurrió que cuando iba a repartir víveres por Sants y pedí que me acompañaran se me tildó de oportunista y quererme enriquecer por hacer acciones sociales y usarlas como marketing. Pero sucede que no soy alguien famoso y con prestigio, ¡gracias a Dios! Y entonces es absurda esa acusación. El reconocimiento como literata no me interesa un pimiento. De verdad lo digo. No quiero chupar luz de escenario. Es todo lo contrario: prefiero ser poco vista. Así que los libros que se vendan, ¡bienvenidas sean esas ganancias porque tal como me llegan irán en un 100% ni más ni menos a las ayudas!

Además de buena persona y solidaria; si logras vender muchos libros, ¿crees que podrías abrir una asociación para los pobres y la gente con necesidades y exclusión social?

Bueno, “bueno” no hay nadie, Juan. Todos somos duales. Yo tengo mis defectos, amigo mío. Pero no creo que llegue a tanto, la verdad. Mientras pueda escribir y tenga inspiración, la cosa la haré de ésta manera con los libros. Es literalmente matar dos pájaros de un tiro, valga la extraña redundancia… Pues escribir es mi pasión, es mi vida, me llena y a su vez me ocurre con ver felices a los que lo estén pasando mal y peor que yo. Así que con ésta acción de donar los beneficios de mis libros, me doy con un canto. Si con el tiempo llega más, más haré, no lo dudaré ni un momento. Sabes, hay dos maneras de estar en el mundo. Ninguna es mala, solo que yo escogí hace tiempo. La primera, es vivir para ti: descubrirte, mimarte, quererte. Y la segunda es vivir para los otros: es la que más alegría da. Yo ya he vivido lo suficiente para mí misma, ya basta. Ese tiempo ya pasó. Ahora quiero no perder más tiempo con eso.

¿Qué opinión tienen los lectores sobre tu libro?

Pues si te digo la verdad,  acaba de salir el libro y envié hoy mismo los primeros a los primeros que lo han comprado, con lo cual ningún lector lo ha leído. Tan sólo una persona y se trata de mi querido mentor, que fue mi profesor en otros tiempos. Su idioma es el alemán como el mío, pero por suerte entiende, lee y escribe tres idiomas más y comprende las ironías castellanas y los significados. El me mandó el siguiente comentario en privado. Lo leyó hará cosa de un mes, cuando lo tenía aun sin editar:

“No pretender de la vida más que presenciarla. Sólo algunas veces ciertos espíritus inspirados logran conmover el corazón de los hombres,  ilustrar sus conciencias inquietas y concebir momentos de memorable gozo humorístico, estético, sentimental y desvergonzado. Una alta ciencia, más allá de lo perceptible es plasmar en palabras las cosas casi innombrables.”

Por último, ¿quisieras añadir algo más?

Naturalmente darte las gracias por entrevistarme. Eres un encanto de persona. Inteligentísimo y especial como pocos y llegarás muy lejos, porque tu corazón es inmenso.
Decir que para mi pesar veo que el mundo está lleno de miedo, tristeza y negatividad. Y creo que necesitamos reorientarnos hacía la alegría, el humor y la esperanza. Estoy segura que estos tiempos sirven de oportunidad para ser mejores y entre todos lograremos ese mundo mejor que soñamos tener.

Por Juan Lankamp

"A través de las mirillas" Libro de relatos.
152 páginas.
Rústico con solapas.
Ediciones Ende
ISBN 978-84-942092-7-7
Depósito Legal: C 245-2014
Precio: 14.95€

Para hacerse con el libro escribir a cburk007@hotmail.com, indicar vuestra dirección postal. Se os facilitará el número de cuenta para hacer el ingreso y tan pronto lo efectuéis, el libro os llegará  a casa junto a la dedicatoria personalizada y un precioso separador de libros de regalo.

Comentarios

Entradas populares