Todos somos Clarividentes-Claudia Bürk

La Cuadradura


La Cuadradura

Encontrándose dos henchidos eruditos
Más estropeados que enteros,
A orillas del siempre cuestionado Ebro:
Aburrido éste de necesidades y peticiones
Llantos de desoladas solteras
Y toscos galanes mendigando encuentros
Prestos a provocar agridulces entuertos
Allí donde entornados portales
A todas horas del día entreabiertos
Preferían sacrificarse al infierno
Antes que envejecer en convento.

Aunque perpetuados en el tiempo
Ignoraban resonados acontecimientos
Al no existir línea de teléfonos
Faxes, y otros revolucionarios inventos.

Uno de los más impactantes
Por su increíble espontaneidad
Sucedió en las cercanías de Zaragoza
Dónde una hermosa y tozuda moza
Agustina de nombre y Aragón por añadido
Decidió por falta de otro quehacer
Popularizar la tortilla…¡A la francesa!,
De exquisito paladar y comer
Invirtiendo una derrota humillante
En victoria para la modesta hispanidad.

Los antes mencionados
Almacenando amargos sinsabores
Penas y cuantiosos sudores
No podían disimular
Triste aspecto ancestral
Clamando un fin más que anunciado.

Las penúltimas energías
Dispersas y en rebeldía
Luchaban y resistían
Para ser el primero en llegar
Y ocupar por narices y pillería
La orilla más limpia del lugar.

Empujones y codazos,
Zancadillas y gruñidos,
Pues allí todo valía,
Repartieronse a conciencia
Sin mostrar alguna dolencia
Ni signos de manifiesta cobardía.


Venció, como no, el de mayor osamenta,
Por una diferencia de escándalo regional
Sumadas dos suelas y media albarca
Elegante y cómodo románico calzado
Siendo por su sistema bien aireado
Extremadamente saludable por todos los lados
Usados por emperadores, tribunos y lacayos
E inmortalizado todo ello falto de oposición
En célebre noche de vinos y barbacoas
Rebosando de humanísima inspiración,
El laureado y genial Poeta Nerón.

Dejando la educación para idónea ocasión
Y evitando el debido permiso respetuoso
Sumergió efervescentes pies callosos
En remanso poco caudaloso
Al tiempo que exclamaba algo rencoroso
Hechos grandemente publicados
En Boletín de la región
De abusos glotones y caprichosos
En tiempos de loca inflación.

El oponente, fósil varias veces remendado
Visiblemente avergonzado
Echavase sobre despoblada calva humeante
Escandalosos residuos indeseados
Ignorando tener siempre presente
El obligado análisis de toxicidad existente,
Destacando gérmenes hostiles y pestilentes
En aquel líquido puro recientemente
Y actualmente sucio y degradado.

Ambos, por así asegurarlo
Precisaban auxilio urgente
Si pretendían la vida perpetuar
Debían recoger más que dar
Productos reconstituyentes,
Vitaminas, pócimas y exiles
Capaces de resucitar
Apergaminados cadáveres vivientes.


Hubiese acelerado la defunción
Conocer con suficiente antelación
La propuesta de políticos y gobernantes
Anunciando, por decreto, un siglo adelante
El trasvase del mismo, destino a regadíos
Difícil de contentar por sus múltiples líos
A cuantos y más solicitados,
Rogando a la Virgen del Pilar
Su misericordiosa ayuda espiritual
Pudiese ese natural bien, beneficiar.


El astro sol, fanfarrón empedernido
En plenitud impertinente de su arrogancia
Horneaba tranquilamente Celsius calcinantes
Atormentando con alevosía intolerancia
Deshidratadas masas cerebrales
Importándole un señor comino tamaña osadía
Desoyendo millones de voces en rebeldía
Suplicando aunque fuese por un solo día
Ahorrarse gran parte de sobrante energía
Y emplearla en frío invierno
Convirtiendo hielos y glaciales
En necesarios baños termales
Gratis, y muy, pero que muy saludables.

Famosos agentes del FBI e Interpol
Insolventes y por separado
Arruinaron EE: UU la tesorería
Rebuscando en las cenizas del pasado
La autentica e histórica autoría
Del carcomido y manoseado pergamino
Encontrado en faenas de animal arado
Escrito, -no existe otro calificativo-
Por un escribano desconocido,
Autor desde el principio al fin
De este fantástico relato,
Sospechosamente adulterado…
¡Vaya éxito laureado!

Poco más o nada queda por añadir
Sabiendo lo increíblemente reciclado
De todo cuanto sucede
En este lado del mundo por descubrir
Viviendo en la inopia y olvidados
Desde el Ebro al Guadalquivir.

Los afortunados actores, a dedo escogidos,
Animando este Ego gratamente emocionante
Desaparecieron de los aires aparecidos
Cual impresionante arte de magia.

Si por aquellas casualidades
Encuentran la solución
A tantos problemas debidamente señalados
No se preocupen demasiado,
Hagan lo del intrigante escribano
Y se verán empapelados
Por colaborar demasiado interesados
Ambicionando convertirse en millonarios.

Antonio Torquet mediante Claudia Bürk



Comentarios

  1. Me encanta esa mezcla de estilos, de tiempos, de épocas, todo es pasado y es presente, lecciones por aprender siempre, siempre, siempre.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares